Fiscalía acusa al exconcejal de Quito, Eddy Sánchez como supuesto autor de lavado de activos

Para sustentar la imputación en contra del exconcejal del Municipio de Quito, Eddy Sánchez, el fiscal provincial de Pichincha, Alberto Santillán, presentó 32 testimonios y 13 pruebas documentales. Lo hizo tanto contra el exfuncionario como en contra de su esposa, su suegra y sus tres hijos.

Este martes 15 de diciembre del 2020, el fiscal acusó al exfuncionario, a su esposa y suegra de ser autores de un supuesto lavado de activos. A sus tres hijos los identificó como coautores.

La audiencia de juzgamiento, que inició el 30 de noviembre pasado, se desarrolló en la sala penal de la Corte Provincial de Justicia de Pichincha. Allí, la Fiscalía General del Estado sostuvo que los procesados no pudieron justificar el origen legal de USD 1,8 millones, que habrían manejado entre el 2009 y el 2017.

“Se habría intentado justificar el monto con declaraciones juramentadas de dinero supuestamente ahorrado, proveniente de sus abuelos; con giros y suscripción de letras de cambio sin sustento comercial, con supuestas remesas enviadas del exterior y con préstamo de dinero de ‘amigos’”, explicó Santillán.

Según el expediente, los ingresos económicos de la familia, que declararon ante el Servicio de Rentas Internas (SRI), no serían compatibles con los datos que ingresaron al Sistema Financiero Nacional. Para sustentar la información, la Fiscalía se basó en información de la Unidad de Análisis Financiero del Ecuador.

De acuerdo a lo expresado por la defensa del funcionario, el dinero en sus cuentas es de origen legal. Dijo que las mismas corresponden a los ahorros familiares. Por ese motivo, los jueces deben confirmar la inocencia de los seis procesados.

Después de la información que remitió la Fiscalía General del Estado por sus cuentas oficiales, la Sala Penal de la Corte de Pichincha suspendió la audiencia y en los próximos días prevén notificar una fecha y hora para informar sobre su veredicto.