Autoridades ratifican que el agua de Quito es apta para el consumo humano

La Empresa Pública Metropolitana de Agua Potable (Epmaps) confirmó que el agua de Quito es apta para el consumo humano en el norte de Quito y las parroquias orientales.

En una rueda de prensa, el gerente de la empresa, Luis Medina, precisó que las pruebas de laboratorio realizadas en el transcurso del día demostraron que el agua no contiene restos de hidrocarburos.

Fabián Bernal, jefe de la planta de calidad de la Epmaps, informó que se tomó muestras de los tanques de distribución de las plantas de agua de Paluguillo y Bellavista y ambas demostraron no el agua cumple con las medidas de calidad.

El experto mencionó que para corroborar los resultados se enviarán muestras de agua a un laboratorio privado. Sin embargo, recalcó que el líquido en este momento es apto para el consumo humano.

También señaló que otras entidades de control como la Arcsa y la Arca pueden validar los resultados hechos por los laboratorios de la empresa municipal de agua potable.

Las declaraciones se dan luego de que los ciudadanos pusieran quejas en redes sociales sobre el sabor y el olor del agua.

La mañana de ayer, domingo, 22 de agosto, un tanquero se volcó en la vía Pifo-Papallacta, lo que ocasionó que el diésel se regara llegando hasta las fuentes que abastecen de agua a ambas plantas.

La gerente de ambiente de la Epmaps señaló que desde la empresa se dará un seguimiento para que la zona afectada por el combustible sea remediada en su totalidad.