Colombia registra cuatro nuevos asesinatos, Duque ordena despliegue militar

Al cumplirse un mes de las protestas contra del Gobierno de Iván Duque, Colombia registra al menos cuatro nuevas muertes en Cali, en el Valle del Cauca.

Tres de estas lamentables muertes ocurrieron durante un enfrentamiento entre un grupo de personas que pretendió mantener el bloqueo de vías en el municipio de Candelaria y fuerzas del orden del país. Un miembro adscrito al Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), identificado como Freddy Bermúdez Ortiz disparó contra las personas.

Los manifestantes identificaron a Bermúdez y lo lincharon. El Fiscal General de Colombia aseguró que el integrante del CTI estaba de descanso y no en cumplimiento de su trabajo.

El alcalde de la ciudad, Jorge Ospina manifestó: “La reyerta ha traído esta situación de muerte y dolor (…) No debemos caer en la tentación de la violencia y la muerte. Por el contrario, justicia y diálogo son dos conceptos que deben estar operando y son complementarios”.

El cuarto asesinado es el joven indígena Sebastián Jacanamejoy. La Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC) aseguró que la muerte fue provocada por civiles armados.

La noche de este viernes 28 de mayo, el Presidente Iván Duque ordenó militarizar el país “en cabeza de oficiales de la más alta experiencia”, aseguró.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) solicitó a las autoridades el ingreso a Colombia para investigar los casos de violencia denunciados por los manifestantes. Aún no existe respuesta.