Sonda espacial china aterriza en Marte

La sonda espacial china se inserta con éxito en órbita de Marte, según anunció la Administración Nacional del Espacio de la nación asiática.

De acuerdo con medios internacionales, el descenso del aparato a través de la atmósfera de Marte se prolongó por espacio de unos nueve minutos y se completó en modo automático, sin control desde la Tierra.

El País, de España, indicó que la sonda perdió el contacto con la Tierra durante esa lapso de tiempo, pero finalmente se posó con éxito en Marte, a 40 kilómetros del lugar previsto.

Con ello China se convirtió “es el primer país en realizar el viaje, entrar en la órbita y explorar Marte en una sola misión”, dijo el multicanal alemán DW.

China es el tercer país que lo logra en la historia de la humanidad, tras Estados Unidos y Rusia, señaló por su parte la agencia española Efe.

En tanto el canal CNN precisó que “China es el segundo país, después de Estados Unidos, en operar un rover sobre la superficie de Marte”.

La hazaña china en un gráfico de AFP
La hazaña china en un gráfico de AFP

“Cada paso tenía una sola oportunidad y las acciones estaban estrechamente relacionadas. Si se hubiera producido algún fallo, el aterrizaje habría fracasado”, destacó Geng Yan, un representante del Programa Chino de Exploración Lunar.

El vehículo de exploración se separó de la sonda Tianwen-1 y descendió hasta la superficie marciana en la parte sur de Utopia Planitia, precisó Telesur.

El módulo de descenso lleva en su interior el explorador terrestre llamado Zhurong, en honor al dios del fuego en la antigua mitología china, precisó TeleSur.

El rover Zhurong permanecerá en el módulo de descenso algunos días para pruebas de diagnóstico antes de iniciar la exploración de la superficie del planeta rojo y estudiar su estructura geológica, medio ambiente, atmósfera y agua durante un mínimo de 90 días.

Antes de su primer descenso en Marte, China puso en órbita el mes pasado la sección principal de lo que será su estación espacial permanente, y a finales de 2020 trajo rocas lunares a la Tierra.