Mauricio-Pozo

Mauricio Pozo: “el Banco Central no va a tener incidencia en el sistema financiero privado”

El Ministro de Economía y Finanzas, Mauricio Pozo, en diálogo con el noticiero A Primera Hora, de Majestad radio, explicó el contenido del proyecto de Ley para la Defensa de la Dolarización que reforma el Código Orgánico Monetario y Financiero. El Ministerio de Finanzas remitió el documento el lunes 8 de febrero a la Asamblea Nacional como urgente en materia económica. Pozo señaló que debían enviar la iniciativa hace un mes. Sin embargo, las elecciones provocaron la desarticulación del Consejo de Administración Legislativa (CAL). Cuatro de sus siete miembros solicitaron licencia para participar en la campaña electoral.

El ministro señaló que el proyecto “busca la independencia y autonomía del Banco Central. Que sea independiente de los gobiernos de turno, como es la característica en la mayoría de países”. Para ello, se propone una estructura administrativa, con un directorio de cinco miembros, elegidos por la Asamblea Nacional de ternas reconocidas previamente por el Presidente de la República. Dos de ellos trabajarán a tiempo completo, tres a tiempo parcial y los cinco designan un gerente general. Ese directorio tendría una duración en funciones de seis años. Es decir, no terminarían con el cambio del período de gobierno. “Es sano que no sea el gobierno el que prepare la información para la toma de sus decisiones económicas’, explicó.

Funciones del Banco Central

El Ministro aclaró, además, las funciones del organismo. Así, “en el caso del Ecuador, el Banco Central hace seguimiento a la variable de la liquidez, que es la que sustenta la dolarización. No va a tener incidencia alguna con la banca nacional”, resaltó. También, Pozo reconoció que estas reformas son parte de los compromisos adquiridos con el Fondo Monetario Internacional (FMI). Pero insistió que “independientemente de eso, el Banco Central necesita ese perfil. La operación del organismo va a tener su propia dinámica”. El Ministro se mostró confiado en que la Asamblea apruebe esta reforma, para lo cual tiene un plazo de 30 días.