La muerte de más de 13.000 personas hasta ahora, según las cifras oficiales, es el saldo más doloroso de la pandemia en Ecuador. Foto: Voa

La pandemia cuesta caro a Ecuador

Además de las muertes por el virus del SARS-CoV2, que ascienden a 13.962, entre confirmados y probables, según cifras oficiales, la pandemia azotó todas las ramas de la economía nacional.

La pandemia deja pérdidas preliminares por USD 6.421,66 millones, según el “Informe de la Evaluación Nacional Posterior al Desastre–PDNA”.

El documento precisa que el sector productivo fue el más impactado ya que representa un 63.8% del total de las pérdidas.

Le sigue el sector social, con el 20,2%; el de recursos naturales e infraestructura, con un 15.6%; y el de seguridad en un 0.4%.

“El pico más alto de pérdidas, dentro del periodo de estudio, se registró en el mes de abril”, precisa el texto.

Este estudio abordó el impacto macro económico y fiscal, humano, en infraestructura y en seguridad de pandemia durante los meses de marzo, abril y mayo de 2020.

Por otra parte, la evaluación evidenció que 12.5 millones de atenciones de salud no se realizaron, debido a la inasistencia de la población y que 5.3 millones de estudiantes tuvieron que someterse a la educación virtual.

En este contexto, dice el texto 240.000 personas se desafiliaron de la seguridad social (seguramente porque perdieron su empleo), mientras más de 100.000 jóvenes, entre 18 y 29 años, perdieron su empleo.

Entre las estadísticas precisa que se registraron 25.254 llamadas por violencia intrafamiliar, de marzo a mayo; y 47 femicidios, frente a los 37 identificados en el año anterior.

Sobre este índice, las organizaciones defensoras de los derechos humanos de las mujeres reportan más de centenar de femicidios en el país.

¿Qué hizo el Estado frente a la situación generada por la Covid-19?

Este Informe reconoce que el Gobierno Nacional trabajó en las acciones para paliar los efectos de la pandemia. Entre estos cita la aprobación de “la Ley de Ordenamiento de las Finanzas Públicas, la Ley de Apoyo Humanitario, el financiamiento multilateral y la entrega de bonos de protección familiar por emergencias a 950 mil familias”.

Además, la creación de 33 albergues durante la cuarentena, para personas en situación de calle; el plan educativo “Aprendamos juntos en casa”, para el año lectivo 2020-2021. También el plan Reactívate Ecuador y Fondo Emprende para permitir el acceso a recursos; “Plan digitalización” para mipymes; operación de sectores estratégicos con medidas de bioseguridad, etc.

El canciller Luis Gallegos mencionó que en este período el Estado recibió cerca de USD 600 millones en cooperación en este año.

Una cifra preocupante citada por Gallegos la deuda que debe asumir el Gobierno que será electo en las urnas el 7 de febrero de 2021, fecha prevista de la primera vuelta electoral hasta ahora.

El Jefe de la diplomacia calificó esta deuda de “compromisos plurianuales” con organizaciones no gubernamentales, por USD 400 millones más””

“Desde el Ecuador valoramos los esfuerzos realizados por todos los actores en la entrega de esa ayuda humanitaria y pedimos continuar en este esfuerzo en beneficio de los más vulnerables”, destacó el Canciller.

Este estudio fue presentado por el Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana y dirigida por la Secretaría Técnica Planifica Ecuador y apoyada por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), la Unión Europea y el Banco Mundial, así como el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos.