Ecuador instaló un cuarto cable submarino para mejorar la conectividad

Este viernes se realizó la conexión del cuatro cable submarino en Ecuador, con el fin de potenciar el desarrollo tecnológico.

El cable, denominado Mistral, tiene 7.300 kilómetros y conecta la costa latinoamericana del Pacífico cuenta con una capacidad potencial de 132 Terabits por segundo y la latencia más baja del mercado entre Guatemala y Chile.

El cable de fibra óptica submarina “South Pacific Submarine Cable” (SPSC) o Mistral es el cuarto cable que aterriza en el país y lo unirá con Guatemala, Perú y Chile en conexión directa con servidores disponibles desde Estados Unidos.

Ayudará a mejorar la conectividad en todo el país y facilitar los servicios digitales como: telesalud, teleducación, trámites en línea, entre otros.

El presidente Lasso indicó que el nuevo cable submarino “permitirá a Ecuador tener una mejor conexión interna y con el mundo (…). Una mejor tecnología al servicio de las comunidades significa más productividad, mejores oportunidades de negocios y emprendimientos.

Destacó que la modernización digital es posible gracias al apoyo del sector privado, que se fija en las necesidades de desarrollo del pueblo ecuatoriano. Esta inversión no tiene ningún costo estatal.

También dijo que ayudará a cerrar la brecha digital que existe en el país, sobre todo en las zonas rurales. Indicó que el gobierno hasta la fecha ha realizado 76 nuevas conexiones, con 14 parroquias y 62 repotenciaciones de servicio móvil.

En tanto la ministra de Telecomunicaciones, Vianna Maino, explicó que los cables submarinos revisten vital importancia, pues de allí proviene el 95% de las señales de Internet, televisión y teléfono; lo que contribuirá a mejorar la conectividad para millones de ecuatorianos.

Verónika Pazmiño, gerente General de Telxius, señaló que con este cable se podrá atender la creciente demanda de servicios de Internet, datos y contenido en el país.

El presidente Ejecutivo de Claro, Alfredo Escobar, quien detalló que ‘Mistral’ -sumado al resto del despliegue de la fibra óptica en todo el país- llevará al 96 % de la población los servicios de Internet con mayor capacidad, mejor servicio y mejores precios.